*LAS EQUIVOCACIONES DE RAÚL MORÓN.
*OPERACIÓN CICATRIZ DE ALTO GRADO DE DIFICULTAD.
*DESIGNACIÓN DEL JAROCHO, MENSAJE EQUIVOCADO.
*LA DIPUTADA YARABÍ ÁVILA RENUNCIARÁ AL PRI.

Para nadie es desconocida la base social que existe en torno al presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR, base social que en tiempo electorales se convierte en gran porcentaje en el “voto duro” del partido Movimiento de Regeneración Nacional, sin embargo, el voto del 2018 que llevó al poder a MORENA y al actual presidente de la república, ha disminuido considerablemente, pero sigue siendo el soporte de las aspiraciones morenistas de conservar el poder público.

Desde finales del 2019, todo el 2020 y lo que va del 2021, he leído cualquier cantidad de “encuestas” publicadas por todo tipo de casas encuestadoras, serias, profesionales, de media cuchara, chafas, balines, cuchareadas, hechas a la medida del que las paga y de las que ni pinche idea tienen de qué y a quienes están midiendo.

El denominador común de esos ejercicios demoscópicos, es que en todos, MORENA encabeza las preferencias electorales, le pongan el candidato que le pongan, la marca MORENA carga a cualquier militante o no de ese partido, con la única condición de que él o la militante sea aspirante a un cargo de elección popular postulado por ese partido, de ahí que haya habido 29 aspirantes a candidato a gobernador del estado.

Así, llegamos al 30 de diciembre por la tarde, fecha en que el dirigente nacional de MORENA MARIO DELGADO, hizo al anuncio de que el profesor RAÚL MORÓN OROZCO resultaba el ganador de la “encuesta” por la que se definió quien sería, primero, coordinador en defensa de la 4T y en marzo se convertiría en el candidato a gobernador del estado postulado por MORENA, ante el berrinche de los otros 28 aspirantes.

En ese tenor, con la sola designación como ganador de la encuesta, MORÓN OROZCO arrancó la carrera por la gubernatura que hoy detenta SILVANO AUREOLES CONEJO, con 25 a 30 puntos porcentuales en las preferencias electorales, cifra que crecería o disminuiría directamente proporcional a la efectividad de la ejecución de la llamada “operación cicatriz” entre sus eventuales adversarios.

Otro factor que indudablemente influiría en el crecimiento o disminución de esas preferencias electorales, era la preparación y ejecución de su salida del poder ejecutivo municipal en la capital del estado, circunstancia que incluía la selección del personaje que lo sustituiría como presidente municipal provisional en los términos de la fracción III del artículo 50 de la Ley Orgánica Municipal del Estado de Michoacán.

OPERACIÓN CICATRIZ DE ALTO GRADO DE DIFICULTAD.

En efecto, ejecutar la llamada “operación cicatriz”, está representando un alto grado de dificultad, sobre todo, porque el ahora “coordinador para la defensa de la 4T, aparte de saliva y el don del convencimiento, no cuenta ni ha contado con las herramientas clásicas para este tipo de circunstancias, pues en MORENA las candidaturas a otros cargos de elección popular no las define el candidato a gobernador, puede opinar, pero nada más.

Y señalo las candidaturas a cargos de elección popular, porque son y han sido tradicionalmente, la moneda de cambio para atemperar climas políticos adversos y a personajes con capacidad de generar desestabilización política, no solo al interior del partido, sino externamente dentro de los sectores sociales, pero insisto, en MORENA no hay esta herramienta.

Así las cosas, aparte del don de convencimiento, el coordinador de la defensa de la 4T solo cuenta con la concesión de la promesa de otorgar cargos en la administración pública, si se logra la victoria electoral y sin otros elementos más que los señalados, es que esa “operación cicatriz” adquiere ese alto grado de dificultad.

Tan es así, que cuentan a este columnista que hay un par de tipos, que habiendo impugnado por la vía jurisdiccional la designación de RAÚL MORÓN como coordinado de la defensa de la 4T, han ofrecido desistirse de la acción impugnativa, a cambio de 10 millones de pesos uno y el otro que está exigiendo, que a la victoria se le otorgue la titularidad de la Fiscalía General del Estado, como si estuviera en manos del coordinador otorgarla.

DESIGNACIÓN DEL JAROCHO, MENSAJE EQUIVOCADO.

En efecto, si el asunto de la llamada “operación cicatriz” con su alto grado de dificultad se está ejecutando con sus altas y bajas, la sucesión en la presidencia municipal de Morelia no tuvo madre con la selección del JAROCHO como presidente municipal provisional, la que si bien es cierto que la deberá legitimar el congreso del estado, también lo es que MARIO DELGADO lo propuso al congreso a sugerencia de MARÓN.

Desde que RAÚL MORÓN llegó a la presidencia municipal, su talón de Aquiles fueron siempre EL JAROCHO y REYES CORSARI, funcionarios odiados y condenados por unanimidad en el ayuntamiento, acusados de prepotentes, mugrosos, nepotistas, acosadores sexuales y muchas linduras más, pero a la vez “intocables” por gozar de las preferencias amistosas del edil MORÓN.

A pesar de los reiterado de las conductas irregulares de estos personajes y que en circunstancias normales hace mucho tiempo que debieron renunciar o ser renunciados de sus cargos, RAÚL MORÓN no solo no los corrió sino que los reafirmó en sus cargo depositándoles más confianza en la ejecución de los programas municipales.

Hoy que RAÚL MORÓN decidió elegir como su sucesor AL JAROCHO, manda un mensaje triste y decepcionante a los morelianos, esos que le dieron el triunfo en la urnas electorales y la confianza para que los gobernara, pues sí él tolera a esos funcionario mondases, es su problema, pero no tiene el derecho de endosárselos a los morelianos, no nos merecemos eso.

RAÚL MORÓN y MORENA deben de meditar muy bien las consecuencia de nombrar como presidente municipal de Morelia, a una persona que ha demostrado de todo, menos la prudencia, honorabilidad, capacidad y sin perfil como para gobernar a un pueblo noble como lo somos los morelianos, pues estamos a unos días de acudir a las urnas y ahí podemos cobrar la afrenta que significa una designación como la propuesta, porque parece ser que no se han dado cuenta a quién tiene enfrente, un candidato con mucho dinero y un cartel de actores políticos que se saben trapacería y media, así que desperdiciar el capital político por falsas solidaridades…

LA DIPUTADA YARABÍ ÁVILA RENUNCIARÁ AL PRI.

Un rumor que se volverá realidad en menos que canta un gallo, pero la diputada, hoy priista, YARABÍ ÁVILA primero renunciará a su cargo como presidenta de la Comisión de Presupuesto y Fiscalización del Consejo Político Estatal del Partido Revolucionario Institucional en Michoacán, pues esta comisión es la encargada de dictaminar el proyecto de presupuesto anual del Partido para su aprobación por el pleno y supervisará las acciones de vigilancia y fiscalización sobre el origen y aplicación de los recursos financieros del Partido.

Y es que según ha trascendido en ese partido, la diputada ÁVILA tiene el temor fundado de que los candidatos del tricolor no hagan una buena administración de los recursos en sus campaña y como esta actividad de fiscalización es vinculatoria, le puede resultar responsabilidad a la legisladora, si los candidatos no son honestos y capaces en el manejo de los recursos.

Pero si de renunciar se trata, la diputada YARABÍ aprovechará para renunciar a su militancia priista, pues la han tratado muy mal, primero como presidente del CM en Morelia no la dejaron trabajar y en lo del financiamiento, no la han dejado capacitar a los candidatos o de perdida a los “aspirantes” de cómo administrar los recursos en sus campaña.