Morelia, Michoacán, 11 de noviembre de 2019.- El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) en Michoacán, puso en marcha la “Semana Nacional para Prevenir el Sobrepeso, la Obesidad y los Trastornos de la Conducta Alimentaria”, con la meta de concientizar a la población derechohabiente y evitar situaciones que desarrollen enfermedades crónicas como diabetes, hipertensión, enfermedades cardiovasculares y algunos tipos de cáncer.

En representación de la encargada de Despacho de la Delegación del ISSSTE en Michoacán, Selene Estrada Soto, el subdelegado Médico, José Manuel Mireles Valverde, comentó que en la actualidad, gran parte de la sociedad mexicana se ha convertido en consumidores de productos “que no están en el origen de nuestra cultura”, ejemplificando con la alta ingesta de bebidas refrescantes embotelladas, ya que “hay quienes no pueden vivir sin ellas”, siendo éste uno de los muchos factores para potenciar la obesidad y el sobrepeso. El médico de profesión señaló que es instrucción del Presidente de la República que “el personal de la salud se dedique a cuidar la salud de los derechohabientes”.

Durante su intervención, el director de la Clínica de Medicina Familiar de Morelia, Juan José Maldonado Calderón, señaló que en México, en las últimas décadas han aumentado las cifras de obesidad y sobrepeso, “alcanzando proporciones epidémicas y un problema de salud pública”. Ante ese panorama, “la obesidad representa uno de los mayores desafíos en salud debido a que es un factor de riesgo para el desarrollo de enfermedades crónicas no trasmisibles”, destacó.

En materia de nutrición, en 2018 el ISSSTE en Michoacán registró 10 mil 860 consultas, de las cuales 3 mil 304 fueron de primera vez y 5 mil 377 subsecuentes. Por ello, de manera permanente, el Instituto redobla esfuerzos para prevenir enfermedades en su derechohabiencia.