Etelberto Cruz Loeza. 

LA POLÍTICA… ¡ESA PASIÓN!

En el país, en el estado y en el municipio no existe, nada en este momento más importante que los escenarios nacional, estatal y municipal, de la epidemia=pandemia calificada por la OMS y la ONU como coronavirus-covid-19.

Somos una sociedad que lleva en su ADN nacional, hereditaria, genética, históricamente mucho de los árabes, bastante de los ibéricos y demasiado de los latinos.

Somos muy dados, de una forma natural, a desobedecer, a no respetar las indicaciones de la autoridad, sea quien sea. Somos muy levantiscos. Es genético.

Con esto de la epidemia o pandemia del COVID-19 vea cómo está Italia: ya superó a China como país, sociedad más contagiada. Lleva casi mil muertes diarias; en contraparte, China, ya no tiene contagios nuevos. El brote-surgimiento original en Wuhan o donde haya sido, está controlado.

¿Por qué? Bueno, si gusta colocar como primera razón, la amplia, fuerte y completa acción del Estado chino que la colocó, en el momento y en el lugar necesarios y toda la tecnología en salud disponible, y más, y el alarde tecnológico aplicado en este sector; la segunda, las medidas de irrestricto control de la población, que, la tercera, aceptó las disposiciones, recomendaciones, órdenes, que en un país y sociedad democrática como la nuestra no se hubieran aceptado.

Nada hubiera sido posible sin el respaldo de la población – El Príncipe, de Nicolás Maquiavelo, lo sentencia así -.

Ciertamente, perdieron un poco o un mucho de sus limitadas libertades, pero ganaron en su tranquilidad, estabilidad y seguridad social.

Vean cómo están Italia y España.

Y cómo están Alemania, Inglaterra, Corea del Sur y Japón. Sociedades y naciones muy diferentes a la nuestra, que fueron destruidas, arrasadas por guerras regionales y/o mundiales y por las fortalezas, costumbres y disciplinas internas de sus sociedades sobrevivieron, se recuperaron y sobresalen el concierto de las naciones.

¿Ahora que el COVID ya aterrizó o desembarcó en nuestro país, en nuestro estado y nuestro municipio, ¿cómo nos va a ir?

Imposible saberlo.

En tanto que en otras naciones y hasta estados aplican fuertes restricciones – toque de queda, incluso  multas –  y controles sanitarios, aquí – estado y municipio y, particularmente en la ciudad de México – existe una laxitud increíble.

Nosotros seguimos en nuestras dichas y nuestros placeres…reuniéndonos con multitudes, saludando de mano, besándonos de cachetito, no usando cubrebocas, estornudando frente a personas a la intemperie, sin lavarnos con agua y jabón nuestras manos y mandando a ¡”? =) (/&%$#”! °!” #$%&/ () =?¡, las recomendaciones oficiales del sector salud.

Dejar hacer. Dejar pasar. Tenemos derechos, afirma el presidente de la República.

La actitud contreras de nuestro titular del Ejecutivo Federal de mostrase juguetón, irrespetuoso de las normas de salud – no actos multitudinarios, no saludar, no besar de cachetito, no X, Y. Z. – y hasta supersticioso – con escapulario y amuleto, mostrando actitud del Medioevo en poco ayuda y dista mucho de una personalidad de estadista y se acerca mucho a una ocupación de merolico.

Ignoro si este comportamiento está analizado por su equipo de inteligencia y de comunicación e imagen o como lo llamen, pero, si la tensión superficial se rompe y la realidad rompe esta burbuja, todo y todos se lo llevarán a su rancho.

Más allá de las palabras, de la publicidad y de la propaganda político partidista, ¿realmente el país, el estado, el municipio, están preparados para contener, atender y resolver lo que se viene: hospitales, camas, profesionistas del sector salud (generales y específicos) y personal de apoyo, medicamentos, material de primera mano para contener y evitar contagios, etc. -, laboratorios y gabinetes de imagenología o como se diga, insumos, etc.., etc.

La verdad es que no…

Nacionalmente en toda la red de hospitales-clínicas de las instituciones emblemáticas del sector salud – IMSS&ISSSTE&SSA – EL INSABI ¡SABE DIOS QUÉ, ¿CUÁNDO Y CÓMO SERÁ ESO!  de los dos niveles de gobierno – federal y estatal – existe una crisis de suficiencia, cobertura y calidad de medicamentos, insumos de uso cotidiano – guantes, material de curación, vacunas, reactivos, sales, etc.

¡Ah! Y NO OLVIDAR QUE PARA CONTENER, ENFRENTAR Y RESOLVER EL PAQUETE COVID-19 SE NECESITARÁN – HACIENDO A UN LADO LOS AMULETOS, ESCAPULARIOS Y JACULATORIAS PRESIDENCIALES – MILES DE MILLONES DE PESOS QUE NO ESTÁN EN EL PRESUPUESTO DE EGRESOS, NI DE LA FEDERACIÓN, NI DEL ESTADO NI DEL MUNICIPIO Y QUE, COMO COMPLEMENTO, EL PRECIO INTERNACIONAL DE LA MEZCLA DE CRUDO – HIDROCARBURO MEXICANO – RONDA LOS 22 DÓLARES, POR BARRIL Y QUE EL SUFRIDO PESO ESTÁ A $ 25 POR UN DÓLAR.

ESOS NUBARRONES INDICAN=PRONOSTICAN UNA TORMENTA PERFECTA.

¡AH! YA VIENE EL PLAN DN-III…¿Y? OTRA ¡AH! LA GN, TAMBIÉN…AGARRÉNSE…

Por cierto, y ya para terminar, estos dos juicios:

1°Algo está mal, y si gusta algún economista o persona con sentido común, me expliqué y sirve que me quita un poco de lo mucho que tengo de pendejo, ¿por qué, en varias estaciones de servicio expendedoras de gasolina, está barata la gasolina…si el precio de crudo está cerca de los 25 dólares el barril y el costo de extracción transportación, refinación, envío, comercialización y ganancia de los concesionarios, de la paraestatal, no han cambiado?

2° ME PARECE MUY POSITIVA LA IMAGEN, LA IDEA Y EL MENSAJE DE SUSANA DISTANCIA Y EL MENSAJE E IDEA SON MUY ACEPTABLES, PERO OJALÁ, Y ESO ES DESEABLE, QUE EL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA NO, LO MANDE A SU RANCHO Y ACHUNGA, LO ACEPTE Y LO RESPALDE. 

OJALÁ Y ES MUY DESEABLE QUE ASUMA SU PAPEL DE ESTADISTA NO DE MEROLICO.

QUE EL AMULETO, EL TALISMÁN, EL ESCAPULARIO Y LA VIRGEN DE GUADALUPE NOS AGARREN CONFESADOS Y COMO DICEN QUE DIJO EL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA: JESÚS, JESÚS, ¡CON ESTO NO PASARÁ EL CORONAVIRUS!

LA SOCIEDAD NACIONAL TIENE MIEDO Y NECESITA UN LÍDER – COMO WISTON CHURCHILL, COMO ROOSELVELT, DEGAULLE, COMO CÁRDENAS, COMO MORELOS, COMO JUÁREZ QUE LE DÉ SEGURIDAD Y CONFIANZA, NO QUE LA HAGA REÍR COMO CAPULINA, COMO MADALENO O COMO CLAVILLAZO… ¡

¿DÓNDE ESTÁ, POR DIOS!