Morelia, Michoacán, 19 de noviembre de 2020.- La Secretaría de Bienestar, Delegación Michoacán, hace un respetuoso llamado al Gobierno del Estado de Michoacán de Ocampo, para que liquide el adeudo que mantiene con productores beneficiarios del programa “A Toda Máquina” y no se siga afectando al campo michoacano.

Roberto Pantoja Arzola, Delegado Estatal de Programas para el Bienestar, informó que durante la verificación del ejercicio fiscal 2016, se pudo conocer que la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, antes SAGARPA, envió a la Delegación en Michoacán el listado de 600 solicitudes autorizadas y pagó un monto de $113,136,284.90 de recurso federal, directamente a los beneficiarios.

En este ejercicio fiscal el gobierno del estado operó el programa que denominó “A Toda Máquina”, a través del cual, hizo el compromiso de otorgar un apoyo adicional de $100,000.00 a los beneficiarios de tractores, y de $50,000.00 a los productores beneficiados con implementos agrícolas, de las 600 solicitudes apoyados por la federación.

Para este propósito, el Gobierno del Estado integró un fideicomiso privado, en el que intervenían, proveedores, productores y una persona física definida por la actual administración estatal. El fideicomiso recibió recurso de los productores y proveedores, en un porcentaje que les definieron para aquellos que solicitaban crédito para complemento de la adquisición de tractores y maquinaria.

De este fideicomiso no se concretó el pago a los proveedores. A la fecha se sabe que a los productores que cedieron su pago a los proveedores, el Gobierno del Estado les adeuda entre 60 y 70 millones de pesos.

Pantoja Arzola lamentó que ahora los productores se enfrenten al riesgo de perder los tractores y equipos entregados, de no cumplir con el compromiso de pago, lo que se traducirá en una afectación directa al campo de Michoacán.